Psicología, Educación, Salud y Vida

Entradas etiquetadas como ‘deseos’

Tres buenos consejos para tí…

playa.Oliva

  1. Aunque tengas una salida de tono emocional, aunque metas la pata, aunque te gustaría no haber reaccionado así en aquella situación, aunque pienses que lo que dices y lo que haces no siempre coinciden…. aunque tengas contradicciones mil… Siempre que te des cuenta, siempre que te propongas mejorar, siempre que te hagas buenos propósitos…. estás en el buen camino, porque eres humano, te das cuenta de tus errores y sigues intentándolo. Ahí está tu crecimiento y tu grandeza.
  2. No te obligues a ser complaciente a costa de tus propios deseos y necesidades. Aprende a decir NO sin sentirte mal por ello. Tienes derecho a manifestar tus intereses y a negarte a hacer algo en contra de ti mismo. Pero SÍ que es necesario decir NO de una forma asertiva, sin herir ni molestar al otro. Practica y lo lograrás. Para que cuando digas NO, te sientas bien contigo mism@.
  3. Nuestra vida se asemeja a una cueva. Pero en el interior de la misma puede que tengamos nuestro sustento y cobijo, o puede que la veamos llena de peligros y nos asuste lo que vemos dentro. Cuida tu cueva, que te sirva de protección y conviértela en lo mejor para ti.

Estas breves reflexiones, llevadas a cabo, pueden mejorar  mucho tu día a día. Pruébalo.

Ánimo y abrazos 😉

Anuncios

TÚ… y tus sueños

sueños

Seguro que por tu subconsciente quedan sueños y deseos de cuando eras pequeño o un poco más joven. Y a veces te plantearás… ¿Por qué no hago esto?,… ¿Por qué no dejo de hacer esto otro?… ¿Por qué no doy ese paso que tanto he deseado y que nunca me atrevo o no encuentro el momento?…
Y es que recuperar esos profundos deseos, motivarnos a ello, debiera ser un acto casi obligatorio hacia nosotros mismos.

A medida que nos vamos haciendo mayores, nuestros compromisos van dejando atrás muchos sueños a los que, cuando éramos pequeños, apenas les veíamos el horizonte.

Se conocen muchísimos casos de personas que en las situaciones laborales y personales más extremas se deciden a perseguir sus sueños y alguno alcanzan. Tú también puedes ser una de esas personas.

Una de las claves está en saber “organizar” los sueños y comenzar el trabajo con alguno de ellos.

                               Por ejemplo, saca un poco de tiempo y…..

  1. Redacta una lista numerada con tus deseos, por raros y difíciles que te parezcan…. una vez que los has escrito….
  2. Selecciona algunos que sean más sencillos de conseguir,…. después…..
  3. Cada día debes hacer algo concreto que te ponga en el camino de acercarte a ese sueño….
  4. Fija prioridades, no vayas el primer día en pos del más difícil, pero tampoco lo abandones.
  5. Escribe cada día los pasos que vas dando para lograr ese deseo concreto, porque las palabras escritas por nosotros mismos tienen gran capacidad de autoseducción.  Gracias a la escritura sabemos que nuestro objetivo sigue estando ahí.

Escribir nuestro guion basado en unas metas nos ayuda a identificar nuestros deseos y, a través de la identificación, comenzamos a verlos posibles. Psicológicamente la propia escritura es un buen incentivo emocional.

El gran narrador y poeta estadounidense William Faulkner, con obras de gran profundidad emocional, dijo algo tan potente como esto: “siempre sueña y apunta más alto de lo que sabes que puedes lograr”.

IMPORTANTE:

 –       No te sientas culpable si no sigues los puntos que te has marcado.

–       Decídete a ser una persona positiva y con inteligencia emocional,… no te quejes demasiado, esa actitud no ayuda. Aunque te caigas, vuelve a levantarte.

–       Cree en ti mismo y en tus posibilidades,… si no lo haces tú, ¿cómo se lo transmitirás a los demás?, ¿Cómo creerán los otros en ti?

–       Un fracaso no es tal fracaso, ya que ese error nos abre la oportunidad de volver a intentarlo y, como consecuencia, conseguirlo.

–       No temas la opinión de los demás, ponte un “cortafuegos” y atrévete con tu deseo.

–       ¿Te parece difícil alcanzar eso que tanto deseas? Quizá pensaron lo mismo el astronauta, el cantante, la científica, la escritora de éxito,

–      Pon en tu cabeza aquello que ya está en tu corazón,… y ve a buscarlo.

 Cuando nuestros sueños se han cumplido, es cuando comprendemos la riqueza de nuestra imaginación y la pobreza de la realidad.

 Ah! Y lee el maravilloso libro “La última lección”, de Randy Pausch (DeBolsillo). Un real canto a la vida y a la consecución de los sueños. Pura delicia.

Puedes, claro que puedes, es cuestión de creer, de crear, de insistir y, como dice un proverbio árabe, “quien llama repetidamente a la puerta, acaba entrando”. Tú también puedes entrar.

 Vamos,… pasa…. Un abrazo, Asun 😉

Nube de etiquetas