Psicología, Educación, Salud y Vida

Archivo para diciembre, 2013

A todos vosotros…

2014 fuegos artificialesA los que disfrutáis, a los que sufrís, a los que me leéis, a los que no, a los que tenéis sueños, a los que deseáis y participáis en hacer una sociedad y un mundo mejores, a los que lloráis, a los que reís, a los que abrazáis, a los que os gusta ser abrazados,…  a todos, a todas,..   si pudierais ver mi corazón, percibiríais que esto os lo digo desde muy adentro.

Sinceramente, con mis mejores deseos para el 2014.

Un inmenso abrazo, Asun 😉

¿Existe la felicidad…?

manos felicidadConozco a bastante gente que dice esperar que pase algo en sus vidas para ser felices, y que hasta que no lo consigan, su bienestar está limitado.

Pero no se han parado a pensar en algo tan simple y tan grande como que la felicidad es algo inherente a cada uno de nosotros. ¡Ya la tenemos! Sólo hay que saber verla, reconocerla y sentirla. Aquel que espera otra estación del año, un premio, las vacaciones, la llegada de alguien, que algo nuevo ocurra,…. seguramente está viviendo proyectado en el futuro, por lo que se está perdiendo muchísimos momentos del presente cargados de bienestar, de sorpresas, de magia, de conexión con otros y con la naturaleza,… en suma, de felicidad.
A su vez tendrá dificultades para resolver sencillas o no tan sencillas situaciones del día a día, porque su proyección futura o pasada le impide ver la solución a sus problemas o tener ideas creativas para salir de esa situación.

Si, lo oímos muy a menudo,… pero es una diáfana verdad que sólo tenemos el momento presente. Y tu felicidad o falta de la misma, únicamente depende de ti y de cómo manejes tus situaciones vitales. Así que ve en busca de su conquista. No esperes que algo nuevo pase para ser feliz.

¡Ya lo creo que se puede dar un mayor y mejor sentido a la vida!                    Porque #siquierespuedes
Un abrazo, Asun 😉

Sentir… Sentir… Sentir…

image

La inteligencia emocional también es sentir y tener conciencia de tu sentimiento, para disfrutarlo y conservarlo, o despedirlo y modificarlo.

Sentir que amas, sentir que te aman, sentir lo capaz que eres de hacer felices a los demás con pequeñas cosas, sentir lo feliz que te hacen a tí otras pequeñas-grandes minucias,… sentir cómo te emocionas cuando vas a ver a tu madre, o disfrutas de tus hijos, o preparas esos regalos para los amigos, o te tomas un café a solas contigo misma y tu complicidad.

Sentir y saborear que en el año que está a punto de acabar, el mundo me ha puesto en bandeja el conocimiento de nuevos y bellos lugares, así como de personas que ya serán no sólo insustituibles, sino necesarias en mi vida…

Sentir que mi paso por el mundo no es fortuito, que todos tenemos una misión, y que en cuanto notas que estás haciendo algo en esa línea, se te llena el alma, y esta plenitud puede ser a la vez un vacío, porque lo vivencias como un hueco en la pared abdominal que, en realidad, no es un hueco, sino un gran llenazo en forma de energía.

Sentir que vives, que respiras, que lloras, que amas, que ganas, que pierdes, que deseas, que evolucionas, que sueñas,…. sentir, sentir, sentir,…. Preciosa palabra.
#Reflexionesdefindeaño

Un abrazo, con mis mejores deseos para 2014. Asun  😉 

Nube de etiquetas